Tienes que saber


Este artículo se lee en: 2 minutos

Tienes que saber que de la primera vez que te vi, sólo recuerdo tu mano extendida, que al conocerte tenía las alas colgadas por la mentira, que no buscaba nada, que iba y venía y lo que menos necesitaba era otra caída.

Mi corazón nadaba en melancolía, mis ojos necesitaban una luz encendida y tú respirabas al compás de una intermitente postrimería.

Tienes que saber que tu boca me supo a soledad y en tu mirar no había orilla…

Que los silencios no tenían dirección, pero me entretenías.

Tienes que saber que aún con tu mirada triste comenzaste a iluminarme la vida. Que sin saber quién eras te sentía, te volviste mis “quisiera” de todos los días.

Tienes que saber que te encontraba en todas las canciones, en los rincones, en mis pensamientos y en mis sensaciones. Que mis versos te citaban, que llevaba en la lengua tu nombre.

Tienes que saber que jugaba a perderte cuando me empezaste a llover por dentro, que el extrañarte se llenó de motivos y me floreciste en el pecho.

Tienes que saber que eres aire desde el día que me faltaste, que me fui para que volvieras, que mi salida ha sido quedarme.

Tienes que saber que te busco a mi lado, que te vas y llegas, que ya no huyo de ti, que el futuro no se presenta.

Que mi vacío se llena de espera, que el tiempo me muerde entera.

Tienes que saber que no hay lugar donde no existas, donde no quepas, que me anclé a tu boca y que vuelo en la sangre de tus venas.

Que no es frío lo que tengo, que así guardo tu ausencia.

Tienes que saber que aposté a perder mis principios contigo, mi orgullo y hasta el delirio. Que en el agua de tus ojos sumergí mis miedos, que floto en tu piel y en nuestros sueños.

Tienes que saber que te amo, con certeza y sin ligereza, que tengo raíces tuyas hasta la médula.

Que nunca con nadie conté estrellas, que siempre estuve sola en luna llena, que jamás me acomodé en un alma que también vuela.

Comentarios
Gina

Soñadora incansable, alma con inquietudes de primavera, formo acuarelas con mis días, capturista amateur de instantes, grito los silencios, no sé reírme quedito, colecciono cielos, melancólica hasta la médula, pido deseos cuando soplo dientes de león, de pronto le hago al teatro, abrazo fuerte las verdades, me da por escribir versos, soy experta en saltar olas, platico con la luna, no tengo alas y vuelo.


Gina Cardoso

Soñadora incansable, alma con inquietudes de primavera, formo acuarelas con mis días, capturista amateur de instantes, grito los silencios, no sé reírme quedito, colecciono cielos, melancólica hasta la médula, pido deseos cuando soplo dientes de león, de pronto le hago al teatro, abrazo fuerte las verdades, me da por escribir versos, soy experta en saltar olas, platico con la luna, no tengo alas y vuelo.